Chinchero, tierra de arco iris y MTB

cusco, sierra sur, turismo en peru, viajes

Imponente. Desde su complejo arqueológico, palacio de Túpac Yupanqui, hasta sus caminos, sus lagunas, sus vistas, y su paz y tranquilidad, sobretodo. Chinchero es un pueblo de tejedores de gran tradición, esperemos se mantenga así.

complejo arqueologico chinchero

Complejo arqueológico de Chinchero.

Ya en ritmo por los días previos, hemos dejado para el final el trail que nos llevará de Chinchero hasta Maras por ser el que teníamos que pedalear a mayor altura, pues el camino parte a unos 3800 m.s.n.m para ir bajando. El plan original contemplaba llegar antes a Moray, pero nos faltó físico tiempo… Uds. comprenden.

complejo arqueologico chinchero 2

Complejo arqueológico de Chinchero, la mansión de Túpac Yupanqui

Ya somos caseritos del terminal de buses de Urubamba -desde donde salen carros hacia todos los rincones del Valle Sagrado- y a eso de las 9 a.m. estamos rumbo a Chinchero, que está a solo unos 45 minutos que se pasan volando mirando los nevados Salkantay, Verónica y Soray que guardan este impresionante lugar.

Iglesia de Nuestra Señora de Monserrat

Iglesia de Nuestra Señora de Monserrat, construida en 1607 sobre lo que fue el palacio de Túpac  Yupanqui. Pinturas murales y diferentes expresiones de arte religioso, como cuadros de la Escuela Cusqueña, altares en pan dorado y esculturas de santos, se conservan en su interior.

El aire se siente más seco a esta altura, mientras caminamos por las empedradas y angostas calles que se mantienen desde la época Inca, pues Chinchero es como Ollantaytambo, un pueblo vivo, y así como su arquitectura, sus milenarias tradiciones, como el tejido, perduran hasta hoy. Esa es su importancia.

complejo arqueologico chinchero

Los jardines de su majestad,  Túpac Inca Yupanqui.

El complejo data de alrededor de 1480 -aunque la zona ya era habitada por la etnia Killke, anterior a los Incas- , y es un palacio cuya construcción se atribuye a Túpac Inca Yupanqui. Verás terrazas, canales de agua, escaleras, muros de piedra, habitaciones, hornacinas y la titikaka, una gran roca con grabados de pumas y serpientes.

saliendo de chinchero

De Chinchero a Moray, un clásico cross country MTB

El día está esplendoroso. Atravesamos las callecitas empedradas hacia el Centro de Salud, donde nos han indicado que empieza la trocha que corre sobre la meseta de Chinchero hasta Maras.  No es complicado moverse por aquí, todo el mundo está acostumbrado a dar indicaciones a turistas despistados como nosotros, solo tenemos que preguntar.

vista de huaypo

Primera visión de la laguna de Huaypo, con los nevados al fondo. Pedaleamos mudos de la impresión.

A pesar de todo, una vez que dejamos el pueblo atrás, luego de las últimas casitas, no se ve a nadie en kilómetros a la redonda y solo queda confiar en que no estamos perdidos vamos por buen camino, aunque la verdad no nos importaría perdernos por alguno de estos caminos, todo son idílicos paisajes dignos de cuento.

huaypo

Si se trata de paisajes, Chinchero lo tiene todo: lagos, nevados, uno siente que puede ver hasta el infinito. Es de una belleza única.

Pasado el caserío de Cheqquerec, se llega a esta explanada de tonos amarillos, naranjas, ocres, que contrastan con el azul del cielo y los distintos grises de las nubes que lucen enmarcadas por los nevados que nos rodean por casi todos los flancos.

nevado chicon

Camino a Maras: impresionante vista del nevado Chicón.

En este tramo los nevados se sienten tan cercanos que casi se puede sentir su energía, estas montañas inmensas y sus cumbres donde moran los hielos todavía eternos son las encargadas de irrigar de vida todo el Valle Sagrado.

maras

Entrando a Maras, tradicional pueblo colonial de calles angostas de piedra y barro, casas de adobe de paredes blancas y techos de quincha y teja.  Algunas son del siglo XVI.

Pensar que algún punto de esta zona se pretende hacer un aeropuerto tiene que ser un despropósito por donde se mire. ¿Es que piensan alterar esta paz que es el mayor valor del Valle Sagrado de los Incas? Cuando nos damos cuenta, ya estamos entrando a Maras, nos ha tomado dos horas recorrer los 17 kms de camino. Bien lentejas, jaja.

bajada de maras

Uno de los más clásico lugares para la práctica del descenso en bicicleta en el Valle Sagrado, el circuito de Maras es bien fluido y uno termina bien vacilado.

Ahora venía lo bueno, hacer la célebre bajada de Maras, un trail en el que se han realizado competencia de downhill y es todo un verdadero clásico del downhill o descenso en bicicleta en Cusco. La primera parada es en las Salineras de Maras, donde tienes que comprar, mínimo, tu kilo de sal.

salineras de maras

Las ya célebres Salineras de Maras. Durante el Virreinato fueron el principal centro de abastecimiento de sal a toda la sierra.

Como les dijimos antes, hubiera sido bacán subir hasta Moray  pero estamos molidos la montaña no es broma y uno rápidamente puede constatar que es muy fácil volar con la mirada pero llegar toma su esfuerzo. Y eso es lo chévere. Los envidiosos dirán que no llegamos porque nos dio hambre y queríamos llegar al Valle a almorzar. Pero es mentira.

bar en urubamba

La bodega bar de la plaza. Urubamba.

Sobre la bajada, Mariana quedó fascinada –como en Lares– y la verdad que tal vez sea lo más parecido a un bike park que alguna vez hemos montado. No nos tomó mucho tiempo llegar hasta el río y directo a almorzar a un sitio muy comentado de buffets, el Tunupa Valle, pero la verdad, decepcionó.  Y como hoy es nuestra última noche en el Valle, nos juntamos con la gente para unas chelitas nocturnas en la placita de Urubamba. Quién sabe cuándo estemos de vuelta nuevamente.

Datos Importantes:

  • En la parte alta de Chinchero, frente al pueblo, en Cuper Bajo, se encuentra el pequeño mercado Urpi (www.centrotextilurpi.com) donde se pueden conseguir textiles de gran calidad.
  • Los domingos es el día más importante del mercado y cuando más gente llega.
  • El recorrido total desde Chinchero hasta el río Vilcanota es de 23 km. Llevar bloqueador, barras energéticas, frutas y agua suficiente.
  • Al atardecer, Chinchero recibe la luz del final del día, increíble para fotear.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s