Día 7: Ruinas del antiguo pueblo de Aiparipa y playa Jihuay

turismo en peru, viajes

Dos de enero y va amaneciendo. Aunque un poco matado por los kilómetos pedaleados esta semana en Atiquipa, estoy listo para cruzar la Cordillera me levanto tempranito para bajar a Jihuay. El día está increíble, pero…

jihuay panoramica

Último tramo de la bajada a Jihuay. No filter, amigos.

En la comunidad la gente ha festejado parejo y para nosotros uno de los puntos culminantes del Año Nuevo fue el cabrito al palo que sirvieron de almuerzo ayer en El Arrayán -luego de regresar de Puerto Inca- y las chelitas que tomamos en la placita por la noche. Así que viendo a Mariana dormir plácidamente, decidí bajar un toquecito a Jihuay, en la cleta, obvio.

gallinazo

En todo lado te los cruzas. Gallinazo carroñeando…

Ha amanecido despejadazo y a eso de las 6:30 ya estoy bajando una de las líneas que van quebrada abajo, hacia la curva que termina abajito  del caserío donde almorzamos al borde de la carretera. Como conté en la nota sobre nuestro camino a Puerto Inca, voy más veloz que Nino el terreno de este singletrack se presta perfecto para soltar la cleta, y, bueno, se ven alrededor posibles líneas marcadas en los cerros y acantilados alrededor, esta es una zona con un potencial increíble para el ciclismo de montaña. ¿El mar? Con pocas olas, pero aquí en Jihuay salen unas  que se ven vacilonas para correr.

ola jihuay

Así entraron varias. Se veía divertido para surfearlas.

Un rato después,  dando las primeras pedaleadas de vuelta, reparo que tenía una buena trepada esperándome. Recordé que estos acantilados son estribaciones de la Cordillera de los Andes que se sumergen en el mar, y no pude dejar de sentir una sensación de pequeñez mientras iniciaba la subida con un sol calcinante.

acantilados de jihuay

Estribaciones de la Cordillera de los Andes camino a sumergirse en el mar.

Y bueno, no preví que Mariana no estaba tan cansada como parecía, como constataría cuando volví casi dos horas después, Uds. entienden. Error. Pero bueno, ya después de olvidado arreglado este tema estamos para salir a pedalear hacia las ruinas de Aiparipa con Huaqiu, quien llegó un par de días antes de Año Nuevo -con su bicicleta en la parte de atrás de su station wagon-  para hacer un trabajo de turismo sostenible en Atiquipa.

andenes aiparipa

Con Mariana y Huaqiu explorando el asentamiento prehispánico de Aiparipa.

Aiparipa

El asentamiento prehispánico de Aiparipa presenta diferentes chullpas, corrales y una zona donde debió estar el antiguo pueblo. Todo el lugar parece estar rodeado de andenerías -que prácticamente abarcan desde Chala hasta Tanaka- e inclusive se pueden ver los restos de las conchas marinas que era parte de su dieta diaria.

ruinas del aiparipa

En medio del asentamiento prehispánico de Aiparipa. Al fondo las Lomas de Atiquipa, se presume que en tiempos anteriores había más agua, lo que facilitaba la agricultura.

Pedaleamos por la zona y luego dejamos las bicis para caminar alrededor de lo que debió ser  este asentamiento de pescadores que seguro intercambiaba sus productos con la gente que vivía, digamos, pastando auquénidos en las alturas de Cahuamarca.

chullpas ayparipa

En todos los restos arqueológicos de la zona encontrarás chullpas, en algunos casos como en Cahuamarca, muy cerca de la zona habitable.

Esta zona del Perú es simplemente fascinante. Luego de un rato de imaginar la vida de esta gente, y asolearnos de alma en este ahora árido lugar, vamos para El Arrayán a sacar lo necesario para bajar a tirar playa a Jihuay, esta vez en la cañita de Huaqiu. Ya suficiente pedaleada por el momento y mañana nos espera el desafío final: llegar a Cahuamarca en bicicleta.

restos d conchas aiparipa

Restos de conchas, posiblemente de un antiguo lugar de desecho.

Aquí algunas fotos más:

aiparipa-jihuay

Ardua trepada, refrescante mar.

Indispensable saber que:

El Arrayán es un hospedaje ubicado en la misma plaza principal de la Comunidad Campesina de Atiquipa. Por las mañanas se encargaban de pedirnos unos panes para el desayuno y guardarnos café y nos prestaban la refrigeradora para poner nuestro quesito, jamón, yogurt, etc. Las instalaciones cuentan con los servicios básicos, el baño es compartido. Es también bodega y tiene cosas como bizcochos, plátanos, galletas, etc. No esperen lujos de ningún tipo y lleven todo lo necesario para su aseo personal. El teléfono es el 054 785240.

magia jihuay

Jihuay. La playa para ti solo.

Si estás en tu propio auto, no hay problema, pues hay acceso carrozable a todos estos lugares.

Ya supongo que no es necesario decirlo pero básico llevar bloqueador, gorro o sombrero. También algo de abrigo para la tarde-noche.

El viaje lo hicimos en el primer piso de un bus de la empresa Flores Hermanos que iba hasta Arequipa (costo del pasaje S/ 260 ida y vuelta). Avisamos que bajábamos en Chala y cuando adquirimos los pasajes hablamos con el administrador para que nos asegurara que no tendríamos problemas en embarcar las bicicletas. No hubo problema a la ida, pero a la vuelta sí las subieron a un bus tipo cargo. Todo bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s